Translate

lunes, 13 de junio de 2016

Hasta ayer, hasta ayer.

https://youtu.be/vaVImYDZPj4

Todos tenemos esa fecha en la que nos damos cuenta. Hasta ayer.
El mundo era distinto ayer?  O es que acaso el desconocimiento de una cruel realidad hace que todo lo vivido hasta el día de ayer resulte una vida perfecta. Hasta ayer.

Mi amor por la música de Mark Anthony se remonta 20 años atrás,  cuando escuché esta canción junto con la de "Nadie como ella", yo pude sentir el dolor de la decepción en su letra,  y aún no había vivido nunca un "hasta ayer", 20 años más tarde puedo decir que he vivido muchos,  muchos, muchísimos "hasta ayer". Y muchas veces me pregunto si algún día dejaré de cantar esta canción con el corazón roto y con heridas abiertas,  tal y como lo hacía con 12 años,desde el punto de vista de otra persona que estaba sufriendo su "hasta ayer" y no desde mi propio "hasta ayer".

Hay  algunos "hasta ayer" que te trasladan a todos los "hasta ayeres" de tu vida,  haciéndote ver que no hay nada nuevo debajo del sol.  Qué es lo que fue? Lo mismo que será. Y que es lo que ha sido hecho?  Lo mismo que se hará. Nada nuevo debajo del sol.

"Fui dueño de su alcoba y de su almohada,  la tuve beso a beso, piel con piel (es la traducción de hacer el amor en vasco, piel con piel)": cuando compartes con alguien un alto grado de intimidad,  y llega el "hasta ayer", ese punto no retorno, en el que sabes perfectamente que ya no hay vuelta atrás,  y lo que fue hasta el día de ayer,  ya no será jamás.

"Cuando el alma llora, el silencio no es remedio para calmar el sufrir": cuando necesitas una explicación,  respuestas a mil preguntas y solo recibes silencio, pero te das cuenta de que no es el remedio ni la solución para calmar tu sufrimiento en ese momento,  la única solución es tomar la determinación de No sufrir,  aunque duela. Dolor inevitable, sufrimiento opcional. 

Qué debes hacer?  Buscar un nuevo mañana?  Seguramente Sí,  pero es importante llorar ese momento,  antes de pasar página,  sufrir ese momento para cerrar esa herida. 


"YO TE QUERÍA TANTO", todos tenemos un o una "yo te quería tanto" en nuestras vidas,  y llega un momento en el que dices desde el alma rota "yo te quería tanto". En ese momento te das cuenta de que estás hablando en pasado,  que aunque ames con todo tu corazón a esa persona,  ya no será lo mismo,  todo acabó ayer,  lo recuerdas? 

Decide que tu dolor sea hasta hoy. De hoy en adelante decide no sufrir más,  llora todo lo que necesites, después sacúdete y sigue adelante,  lamentablemente habrán más "hasta ayer" y más "yo te quería tanto". 

Hay una canción de Vic C que dice:

"No llores más por él,  si sabes que no vale la pena,  no sufras más por él,  dale borrón y una cuenta nueva,  no trates más con él,  ya tu no estás para sus engaños,  tu dignidad no merece daño, tu corazón ya no aguanta pela (golpes)".

Así que si ahora estás en tu "hasta ayer" diciendo "yo te quería tanto", puedes aplicarte este trozo de canción,  yo lo haré cuando sea necesario,  pero mientras tanto disfrutaré de mi canción "Hasta ayer", hasta que pueda haber alguien que me dedique "nadie como ella", es una de mis fantasías,  tener con alguien ese tipo de relación,  que me vea como soy,  única.