Translate

domingo, 1 de enero de 2017

Primer día del año. Objetivo, mejor año de la historia!

Cada año nuevo lo iniciamos  con una lista de metas,  deseos y objetivos. Esto hace que nos movamos sabiendo, aproximadamente,  a donde vamos.

Muchos dicen,  año nuevo, vida nueva. Y tienen razón, cada año que pasa, cada día que pasa,  es una oportunidad para mostrar una nueva versión mejorada de ti mismo/a.

Los maoríes (aborígenes de Nueva Zelanda) celebran el año nuevo con la llegada al cielo de Matariki, conocidas como las pléyades. Esta celebración dura tres días aproximadamente.

Lo que más me llamó la atención cuando leí la referencia en el libro de Sara Lark,  "Las lágrimas de la diosa maorí", fue un personaje que había sufrido muchísimo, había sido muy maltratada por la vida y por la guerra, había sido llevada a Nueva Zelanda,  y llevaba todo ese dolor y todo el rencor.  Otro personaje le explicó que los maoríes, al llegar el fin de año,  lloran todas las pérdidas, todo el dolor sufrido durante aquel año, vacían sus almas y se liberan de las cargas, van hacía el nuevo ciclo en paz y con las manos abiertas para recibir todos lo que el año nuevo ofrece.  Se preparan para lo mejor (lo cuento así para no ser spolier)

Que en tu lista que no falte dejar atrás todo el dolor pasado,  un futuro brillante te espera. Recíbelo.

Hoy es un buen día para abrir las manos para recibir,  y extenderlas para dar y compartir. Empieza un nuevo ciclo,  haz que sea el mejor año de tu historia.  Depende de ti.

Feliz año nuevo!